Seleccionar página
Como asimilar el fracaso y aprender – Victor Fernández
Jordi Beltrán

Subscríbete a nuestra newsletter para no perderte ninguna nueva entrevista y recibir aprendizajes exclusivos para subscriptores cada domingo.



Soy Victor Fernandez, cofundador y director de proyecto de La Buena Huella una entidad  

una entidad profesional dedicada a la capacitación, certificación y consultoria de la actividad profesional relacionada con el desarrollo sostenible y la innovación social, estamos muy enfocados en tangibilizar la sostenibilidad. 








Como empezaste?

Empecé con mi primera empresa con 21 años el tercer año de carrera cuando estudiaba turismo. A partir de ahí durante estos 20 años he estado siempre haciendo cosas en el sector privado y ahora he vuelto con 3 socios a crear este proyecto.








¿Qué obstáculos te encontraste?



Pues sobre todo obstáculos propios impuestos por mi mismo, ya que la mayoria de los obstáculos surgen por el desconocimiento. 

Uno de los obstáculos más importantes que he ido mejorando ha sido el creer que uno solo puede hacerlo, creo que eso es un gran obstáculo que nadie debe ponerse. Debes entenderte dentro un universo mayor que tu propia función y que dentro de ese sistema en el que se pide un 100 por ciento de tu esfuerzo si no colaboras en que el resto de personas fluyan vas disminuyendo tu importancia dentro del proyecto.








¿Cómo ves un emprendedor que empieza solo?



No hay ningún problema empezar solo o acompañado, aunque emprendas solo siempre te vas a mover entre una comunidad, proveedor o lo que sea. Además veo muy importante entender que por muy solo que emprendas y quieras tenerlo controlado , eso nunca va a ser así y los resultados nunca van a depender solo de ti en este ámbito. 






¿En qué momento te has sentido más hundido?



He tenido la suerte de nunca me he sentido hundido. Mira, hay una anécdota que habla de el águila en un momento de su vida que tiene que decidir si en una cueva arrancarse las uñas las plumas etc, es un proceso doloroso que a cambio le permite vivir como 30 años más o no pasar por ese sufrimiento y morir antes.

Yo no considero que me haya sentido nunca hundido pero sí que he tenido muchísimos momentos de frustración, momento que el resultado no es el esperado o no estas agusto o ves que no encajas en un proyecto. Por ejemplo, venía de la multinacional a salir de ahí para centrarme en un nuevo ámbito como es el de la sostenibilidad, tuve que formarme desde cero y buscar nuevos grupos interesados en la sostenibilidad también. Todo esto fue duro, lo he llevado bien porque tenía claro el objetivo y quería ir hacia donde estaba yendo. Pero como te digo todo cambio requiere de un proceso que se basa en ser sincero contigo mismo y pensar bien lo que quieres hacer e ir a por ello.

Cuando estás hundido o frustrado es muy importante analizar porque se ha llegado ahí y volver a levantarse haciendo que eso no te vuelva a suceder jamás.








Espero que os haya servido de ayuda la entrevista sobre todo a esos emprendedores que están empezando. Si queréis saber más sobre Quique tenéis su Linkedin aquí.

¡Mucho éxito!